BellezaPelo

Alopecia nerviosa o el motivo por el que tu estrés está haciendo que se te caiga (demasiado) el pelo

¿Dejas cabellos por todas partes? Tus preocupaciones podrían ser la causa principal.

Aunque no lo creas, la apariencia de tu pelo está directamente relacionada con tu estado de ánimo. Si eres una persona que se preocupa en exceso por sus responsabilidades del día a día o si constantemente te sientes en estados de ansiedad y/o depresión, lo más probable es que tu melena se vea directamente afectada por lo anterior y que incluso puedas llegar a padecer enfermedades como Alopecia Nerviosa.

Dicho padecimiento puede ser causado por una mala alimentación, por genética, por anemias y por ansiedadestrés o depresión, provocando una caída temporal aguda del pelo que puede llegar a durar meses, aunque –afortunadamente– una vez que se resuelven las condiciones anteriores, el pelo vuelve a crecer.

Lee también ¿Se te cae el pelo?

Para lograr una cura, lo más adecuado es someterse a un tratamiento psicoterapéutico que logre estabilizar la condición mental del paciente hasta que el cabello regrese a su estado natural. Existen algunos productos como shampoos y tratamientos tópicos que podrías ayudar a minimizar la alopecia nerviosa. No obstante, es importante consultar a un especialista para obtener un diagnóstico correcto y de esta forma saber si es recomendable ingerir algunos suplementos alimenticios como apoyo.

De acuerdo al portal especializado en medicina, Calm Clinic, “Es importante señalar que no toda la caída del cabello se relaciona con ansiedad, pero ambas condiciones pueden manifestarse en el mismo periodo de tiempo. Debido a lo anterior, algunas personas comienzan a sufrir de mayor estrés, causado por la pérdida del pelo, lo que genera aún más preocupación y finalmente empeora la condición.

Así que ya lo sabes, si notas que tu pelo se está cayendo en exceso, lo más importante es intentar relajarte y posteriormente acudir a un especialista para que te haga un diagnóstico oportuno, de lo contrario, solo lograrás entrar en un bucle sin salida que terminará por agravar tu condición.
Fuente: Vogue

X
X