CuerpoDeporte

Hacer el aseo, ¿Cuenta como ejercicio?

Estudio muestra el vínculo real entre considerar el aseo del hogar como ejercicio y tu peso corporal.

Hace meses, años quizás, que me pregunto para qué diablos programo tiempo para el gimnasio, si además sudo la gota gorda haciendo el aseo de mi casa. ¿No sería más lógico agregar algunos ejercicios específicos al aseo y ya? Dos por uno. Pues bien, POR FIN me decidí a averiguar con cierta rigurosidad si la cosa podría funcionar, y si ustedes también se han hecho la pregunta “¿Cuenta el aseo como ejercicio?”, hoy les traigo las respuestas.

 

La ciencia y el aseo: calorías y peso corporal

Un riguroso estudio de la Universidad de Ulster, en Irlanda, mostró que aquellos que toman en cuenta el aseo dentro de su rutina de ejercicios son, de hecho, más pesados que aquellos que no lo toman en cuenta y sólo contabilizan el ejercicio “tradicional”. ¿Por qué? Los investigadores tienen varias teorías:

  • Subestimación del gasto calórico. Muchas mujeres pensaban que era suficiente con hacer el aseo, pero resulta que no. Pasar la aspiradora, planchar y trapear gastan, aprox, 150 calorías la hora. Para que se hagan una idea, eso es como media marraqueta. Media. Un cuarto de esa delicia en cuatro partes. Mientras tanto, se calcula que podrían gastarse unas 700 calorías en una hora de spinning. Eso son dos marraquetas y media.
  • El picoteo. Aparentemente, la gente suele picotear mientras hace el aseo. En total, se come más de lo que se gasta. Para continuar con los ejemplos, lavar la loza, desempolvar o preparar la comida gastan 100 o menos calorías por hora, o el equivalente a unas 14 almendras o una vaso de leche descremada.

 

Cuánto ejercicio debemos realmente hacer

La recomendación de los expertos es hacer ejercicio tradicional, en intensidad moderada, al menos 30 minutos al día, cinco días a la semana. Yeii!

Pero no desesperen. Todo problema tiene solución, así que sigan conmigo algunos párrafos más.

Cuando voy al gimnasio o entreno en casa me gusta hacer HIIT (High intensity Interval training, entrenamiento de intervalos de alta intensidad). ¿Por qué? Porque todos tenemos poco tiempo y queremos sacarle provecho al máximo posible, ¿no? Además, no soy fan del cardio y si puedo hacer menos y obtener más y mejores resultados, fantástico para mi.

Los estudios muestran que realizando cardio en HIIT se gastan 15 kilocalorías POR MINUTO. Es decir, en 10 minutos logras lo mismo que en una hora de aspirar tu hogar. Además, tiene otros beneficios como acelerar tu metabolismo; aumentar tu capacidad aeróbica y cardiaca; y mejorar tu sensibilidad a la insulina. 15 minutos de HIIT representan mayor gasto calórico y mayores beneficios a largo plazo que 30 minutos de running. Es decir, podemos reemplazar esos 30 minutos moderados por 15 minutos de HIIT.

 

También puedes leer El ranking de los ejercicios que realmente queman calorías.

Complementar el aseo como solución y ahorro de tiempo, plata y ganas

Por lo demás, si en vez de barrer, trapear y desempolvar mientras pensamos en otras 20 cosas y cantamos la canción de verano, nos dedicamos a las mismas tareas pero a full capacidad, seguro lograremos quemar más calorías que esas 150 por hora. Todo va en la intensidad.

Mi decisión, entonces, es hacer el aseo como endemoniada, para luego complementar con unos 10 minutos de HIIT y terminar con algunos ejercicios musculares (abdominales; sentadillas; flexiones; etc), todo realizable en el hogar para sacarle el máximo provecho al tiempo, la plata, … y el aseo. Porque si debo limpiar, que al menos aproveche.

Mi recomendación es a ser honestos con nosotros mismos a la hora de hacer ejercicio y comer. Aquí no hay nadie a quién engañar, esto es algo que hacemos por y para nosotras. Si quieren sumarse a mi en tratar de gastar el máximo de calorías posible haciendo el aseo, y sobre todo, complementarlo siempre con ejercicio tradicional y sin picotear, bienvenidas, hagamos un club. Si utilizan el aseo para excusarse de hacer deporte, ya saben: se están engañando solas.

Yo por mi parte comenzaré a aplicar desde esta misma semana este nuevo conocimiento, y estoy segura de al menos una cosa: mi casa estará más limpia que nunca. Jajajaja.

 

Cariños a tod@s y cuéntennos sus datos para hacer más y mejor ejercicio!

 

X
X