PSB

Armoniza tu hogar con los secretos del Feng Shui

Generar equilibrio y armonía en el entorno, ese es el objetivo.

Feng Shui. Una disciplina de la cual averiguamos hace un tiempo y nos encontramos con un mundo muy interesante del cual teníamos muchas ganas de compartir con ustedes.

Se trata de una disciplina milenaria que nació en China y que estudia los campos de energía en construcciones como casas y edificios, además de la influencia que este flujo tiene sobre las personas. En español significa viento y agua, y es el arte de armonizar los espacios en que vivimos gracias a la correcta canalización de la energía vital. Por eso, a través de una adecuada decoración y utilización de las diferentes zonas de un lugar, puedes mejorar tu calidad de vida, creando lugares armónicos que ayuden al flujo y la contención de esta energía.

Podemos hablar muchísimo de esta disciplina, pero para resumir y entregarles un poco de su sabiduría, les entregaremos 9 consejos para practicar, los que pueden ser de mucha ayuda a la hora de armonizar el hogar.

  1. Mantén limpia tu casa: para que la energía vital fluya libremente, es ideal que despejes tu hogar de todo lo que sobra (muy Marie Kondo).
  2. Ten impecable la puerta de entrada: es la carta de presentación de tu casa, por lo que debe estar siempre bien cuidada.
  3. Lo ideal es un frente despejado: ojalá puedas tener un patio delantero o jardín. Si es departamento, que cuente con una buena vista.
  4. Separa cocina y comedor: si la cocina y el comedor de diario están en el mismo lugar, busca una manera de dividir los espacios. Por ejemplo, ilumina solo el comedor y el resto de la cocina que tenga las luces apagadas.
  5. El baño es solo para el aseo personal: no debes colgar la ropa para que se seque, ni dejar a la vista frascos con medicamentos. Además, puertas y ventanas deben cerrar perfectamente y debes separar el WC de la ducha con un vidrio o cortina.
  6. Si a las fuentes de agua: atraen prosperidad, por lo que podrías ponerla en tu living. Pero siempre y cuando el agua fluya y no tape la entrada de la casa.
  7. El sonido metálico armoniza y renueva las energías: cuelga campanas de viento de tubos metálicos que suenen con la brisa afuera de tu hogar o en el balcón.
  8. Ojo con tu comedor: evita que la iluminación sea demasiado intensa y que el piso sea en exceso frio o poco acogedor.
  9. Tu dormitorio es tu templo: un lugar de desconexión y descanso. Es aconsejable que evites tener ahí televisores, equipos de sonido o computadores.

Y tu ¿aplicas algunos de estos consejos? ¿consideras algún otro importante no mencionado?

 

Foto de Grovemade en Unsplash

X
X