PSBPsicología

Experimento: no usar la bocina del auto.

Por cosas de la vida se me echó a perder la bocina del auto…

Llevo aproximadamente un mes sin ir al mecánico, porque encuentro que no es razón suficiente. Por lo menos por una pastilla de frenos, pero la bocina… Como no voy a poder vivir sin usar ese maldito aparato?

Y efectivamente si he podido. Los primeros días fueron un poco mas complicados, sentía que tenía que estar 100% mas a la defensiva. Se me tiraban autos, camiones y lo que hubiese en la calle encima, y yo sin ninguna herramienta de defensa propia.

Creo haber estado unos 3 o cuatro días tocando la bocina en vano. El acto reflejo de apuntar a la bocina cada vez que sentía un peligro, era mayor que yo.

Entre medio de este percance me fuí de viaje a Cuba. Un viaje mágico del cual ya les contaré detalles. Pero en este viaje una de las cosas que me llamó la atención, fué que en un país donde a penas se sentía agresividad en la gente, no existía temor en ninguna parte, los conductores usaban sus bocinas para cualquier cosa. Para indicar que habían puesto la verde, para avisar que iban pasando, para lo que fuera. En general eran excesivamente ruidosos en un lugar donde reinaba la calma.

Me cuestioné en este escenario, si efectivamente era necesaria la bocina. Si era un efecto quizá de la imposición de la modernidad en nuestra vida diaria. Si para los cubanos, que son muy fuertes y bulliciosos en sus vidas diarias, la bocina del auto era una forma de hacerse notar. Para mi, Chilena viviendo en el colapso que es Santiago de Chile, era un sinónimo de miedo, agresividad, advertencia y cuidado. Y estando allá en Cuba, era claramente una de las mas afectadas con el ruido incesante de los pocos conductores cubanos.

Llegué de vuelta a la vorágine de mi ciudad, y al subirme al auto, el problema de la falta de bocina desapareció por completo. Todo hizo click en un momento. La bocina había desaparecido de mi vida con un propósito trascendente. Si toco la bocina en mi país, tal como los cubanos, estoy siendo y participando de una idiosincracia.  Si los cubanos hacían ruido como parte de su forma de ser, creo que los chilenos andamos siempre a la defensiva creando un clima agresivo en nuestro actuar y por supuesto en nuestro conducir.  Y yo lo que menos quiero en la vida es andar por la vida en un tono agresivo.

No arreglaré la bocina de mi auto. Iré por la vida sin defensas y espero así generar un cambio en mi forma de ser con el resto, y sobretodo en mi forma de manejar! Les cuento como me va en el largo plazo y si lo logro sana y salva.

Renata Ruiz
Renata Ruiz comenzó su carrera de modelo a los 14 años. Luego de ser la primer chilena en estar entre las 3 primeras finalistas del Elite Model Look Internacional realizado en Niza en el 2001 despegó su carrera Internacional trabajando en Paris y NY, al volver a Chile se convirtió en la modelo chilena más requerida en campañas y desfiles, una celebridad en el medio.

1 comentario

Comparte tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

X
X