NovedadesPSB

Noticias que gustan: el hummus de la paz

Como si el hambre en el mundo, la crisis de los refugiados, la pobreza extrema y otras tragedias a nivel mundial no fueran suficientes, desde hace un par de semana la violencia entre palestinos e israelíes toma ribetes preocupantes. No es que ambos pueblos estén acostumbrados a vivir en paz, todos sabemos que no es así, pero han habido momentos en la historia en los que la violencia se ha vuelto pan de cada día, como ahora por ejemplo.

Pero, a pesar de que, la guerra y la angustia impere en ese lugar del mundo, siempre hay un buen samaritano en todas partes, y hoy me encontré con esta noticia en el Huffington Post.

Bueno, una de las cosas que unen a palestinos e israelíes es el hummus. ¿De quién es la receta? ¿Es palestina o israelí? ¿Quién lo hace mejor? Son preguntas esenciales en ciudades como Jerusalén, con partidarios tan aferrados de una u otra respuesta que hasta acaba siendo materia de pelea nacionalista. Pero no  en el Hummus Bar de Kfar Vitkin, una pequeña comunidad rural de Israel, a unos 40 kilómetros al norte de Tel Aviv. Allí su dueño, Kobi Tzafrir, ha lanzado una oferta de paz: hummus a mitad de precio si palestinos e israelíes comen en la misma mesa, compartiendo plato.

slide_459446_6195354_compressed

La iniciativa es mucho más que un guiño al otro, en mitad de una ola de violencia que ha matado ya a una cuarentena de palestinos y a nueve israelíes.

“¿Te dan miedo los árabes? ¿Te dan miedo los judíos? Con nosotros no hay árabes ni judíos. ¡Con nosotros hay gente! ¡Y hummus y falafel! Oferta especial: 50% de descuento en las mesas en las que árabes y judíos se sienten juntos”, dice el mensaje que colgó en Facebook, y que ha causado una auténtica revolución.

El dueño comenta en su cuenta de Facebook que la iniciativa ha siudo exitosa, que ha tenido buena recepción  y que se están formando “grupos simpáticos” en las mesas. Le alegra, dice, porque lleva semanas viendo un ambiente “complicado y triste”. “Todos lo estamos pasando mal, pero por eso creo que tenemos que vivir juntos”, insiste, sin querer entrar en temas más profundos. “Todos tenemos que dar pequeños pasos y ayudar”, concluye.

La oferta que plantea el Hummus Bar incluye hummus “árabe” y falafel  “judío”. En su elaboración se guardan tanto las normas alimentarias kosher como las halal, las propias del judaísmo y del islam, porque todos están invitados a este restaurante.

Ante el éxito que ha tenido su iniciativa, han lanzado una campaña en Facebook para que todos los restaurantes de hummus del mundo se sumen a su oferta.

Evidentemente, la oferta del Hummus Bar es entrañable, pero limitada. Los palestinos no pueden cruzar a Israel y los israelíes -más allá de los casi 600.000 colonos que residen ilegalmente en Jerusalén Este y Cisjordania, suelo ocupado- no pueden entrar tampoco en los territorios palestinos. Así que de la rebaja se benefician los judíos israelíes y los árabes israelíes, que constituyen el 17,5% de la población del estado; la mayoría desciende de los palestinos que quedaron en el territorio tras la creación del Estado de Israel en 1948 y, pese a tener pasaporte del adversario, son muy fieles a la causa palestina.

Lo bueno, es que esta iniciativa ya ha provocado un efecto contagioso. Ya hay algunos propietarios de restaurantes tanto en la zona de Israel como la de Palestina que se han sumado a la iniciativa.

No hay duda que con el ejemplo es como mejor se aprende.

Una noticia postiva para el día de hoy.

slide_459446_6195368_compressed

 

Bárbara Pezoa
Soy periodista y Directora de Radio Paula. Me gusta la vida simple, la sencillez en todos los aspectos, por eso persigo productos, rutinas de belleza y hábitos que hagan de mi vida algo fácil y sana.

Comparte tu opinión

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

X
X