Cerrar
MujerSaludSexualidad

Vaginitis: Ese molesto flujo vaginal

¡Hola, chicas! Más de una vez nos hemos enfrentado o hemos tenido una amiga que ha tenido este molesto problema: vaginitis.

¿Qué es la vaginitis?

Es la inflamación vaginal y al menos un tercio de las mujeres, independiente de su edad, lo va a sufrir en algún momento de la vida. El diagnóstico se realiza mediante el examen ginecológico, donde evidenciamos el tipo de flujo vaginal, en que eventualmente, podemos tomar una muestra para aislar al germen específico causante de la molestia.

¿Qué puede causarla?

Existen múltiples razones por las cuales no vemos más expuestas a presentar estos molestos cambios en el flujo vaginal, entre ellas están:

  • Uso de antibióticos.
  • Cambios hormonales: embarazo, lactancia o menopausia.
  • Uso de duchas vaginales, uso de espermicidas.
  • Contagio a través de relaciones sexuales.
  • Infecciones.

¿Cómo saber si es flujo normal o infección?

De acuerdo a las etapas del ciclo menstrual, el tipo de flujo vaginal va cambiando en calidad y cantidad, pero a pesar de ello, nunca debe ser de mal olor o causar malestar como picazón o ardor vaginal. Si esto ocurre, no estamos frente a algo habitual.

¿Cómo la tratamos?

Las vaginosis pueden ser causadas tanto por hongos como por bacterias, siendo más comunes las primeras, ya que las levaduras o cándidas son microorganismos oportunistas, y no tienen que ver directamente con algún problema de higiene local. Lo ideal es realizar el tratamiento habiendo identificado la causa específica. Principalmente a través de óvulos vaginales o medicamentos vía oral, dirigidos al organismo causante de la infección.

La prevención

Para evitar las infecciones vaginales, necesitamos medidas generales sencillas, como aseo genital solo con agua corriente, no necesariamente duchas vaginales. Junto con esto, evitar la ropa interior sintética, prefiriendo el algodón y evitando los colaless. El uso de protectores diarios también podría favorecer la humedad local, sobre todo aquellos con muchos perfumes y si el recambio durante el día no es el adecuado.

Con todo lo anterior, siempre que haya un flujo vaginal que les llame la atención y les genere molestias no habituales, les sugiero consultar con su ginecólogo o con su matrona, para poder descartar que sea algo fuera de la normalidad.

Les dejo un abrazo como siempre.

Aurora Poblete Vega.

Leave a Response

X