Cerrar
Novedades

No dejes ir a tus amigas más pesadas. Te contamos por qué

Hola bellas, ¿cómo están todas? Esta mañana, buscando novedades para contarles a ustedes, me encontré con esta noticia que me encantó. Siempre me he considerado una buena amiga, pero sé que soy una de esas amigas pesadas. ¿A qué me refiero con eso? No soy de las que callan. Soy honesta, digo la verdad, cuando algo que le queda mal se lo digo, si algo está haciendo mal se lo digo. Bueno, soy así.

Pero me gusta que sean así conmigo también. Feliz de recibir críticas constructivas, las escucho e intento mejorar esas faltas. No siempre es fácil, no siempre uno las recibe con cara de felicidad, sin embargo, creo que esa es la fórmula de amiga que me gusta tener.

Y esta mañana, leí en M360, la página femenina de Cooperativa, que según un estudio publicado en Psychological Science, este tipo de amigas pesadas, puede generarte una experiencia emocional negativa si, pero es porque creen que, a largo plazo, te terminará ayudando. Y la única respuesta ante el “¿por qué lo hacen?”, es porque se preocupan por ti.

Una de las investigadoras que realizó este estudio, explica que han demostrado que las personas pueden “ser crueles para ser amables”, es decir, pueden hacer sentir mal a alguien si creen que eso será beneficioso para dicha persona, aún cuando ellos no obtengan beneficio alguno de la situación.

Hay que llevar claramente esta realidad a situaciones cotidianas, al día día. Imagínate, pelea con tu pololo o marido, y esa miga siempre se pone del lado de él, planteándote la perspectiva de él, que quizás no es lo que quieres escuchar, pero puede ser muy beneficioso para que puedas ver la situación desde la otra cara de la moneda.

Por esa misma razón el estudio confirma que es justamente este tipo de amigas las que debes mantener cerca, porque no solo piensan en lo que es mejor para ti, si no que también sus intenciones son realmente honestas. Y si te detienes a pensarlo…la mantienes cerca porque la quieres y te gusta que sea así de directa.

Siempre saben qué decirte, nunca son tan simpáticas contigo, pero, cada vez que tienes un problema igual recurres a ella. 

El estudio concluyó finalmente que este tipo de personas, pueden llegar a hacer sentir mal a sus seres queridos, pero no es con mala intención, es algo inconsciente, el punto es que creen que esa emoción va a ser útil para cumplir el objetivo, pero es amor y cariño

Claro, el estudio dice que esa “amiga pesada” no es esa amiga tipo Regina George de la película  Chicas pesadas. Obvio, ella era mala de verdad pues, los objetivos de las “amigas pesadas” de las que habla el estudio jamás será herir sentimientos. Pero si tu amiga, dice aquello que nadie se atrevió a decirte, la cruda realidad, quizás es ella a quien debes mantener cerca.

Y esto lo dice la ciencia, aquellos que nos enfrentan directamente, son nuestros verdaderos amigos. Los incorrectamente llamados “amigos malos”, son amigos honestos y verdaderos también.

Si alguna vez te enojaste porque esa amiga no se pone nunca de tu lado, ya tienes la respuesta.

 

Bárbara Pezoa
Soy periodista y Directora de Radio Paula. Me gusta la vida simple, la sencillez en todos los aspectos, por eso persigo productos, rutinas de belleza y hábitos que hagan de mi vida algo fácil y sana.

Leave a Response

X