MujerSexualidad

Esos efectos secundarios del orgasmo…

Chicas, unas semanas atrás fue el día internacional del orgasmo femenino y, en vistas de que ese gran momento tiene muchos beneficios para nosotras las mujeres, quiero que profundicemos en él un poco más.

¿Sabían que, después de esas contracciones y de la sensación increíble de haber llegado al clímax, a tu cuerpo pueden ocurrirlo otro tipo de cosas? Acá te dejamos una lista de efectos secundarios del orgasmo:

Llorar

Aunque no es lo que podría esperarse después de un orgasmo, sentirse triste, ansiosa, agitada o deprimirse un poco después de uno es común, y suele ocurrir cuando estás con una pareja estable.

Alucinaciones

Quizá no veas cosas raras, pero muchas mujeres han reportado sentir que flotan, o que, literal, salen de su cuerpo. ¿Te ha pasado?

Sentir dolor

Aunque el sexo haya sido indoloro, varias mujeres pueden sentir dolor con el orgasmo sin una causa fisiológica.

Dolor de cabeza

Este efecto secundario es muy común y hay más de 60 artículos publicados en la literatura sobre orgasmos relacionados con el tema. Pueden ser dolores que duran desde unos minutos, hasta 3 horas, y se alivian con analgésicos para la migraña.

Querer otro

¿Gusto a poco? Aunque los orgasmos son un clímax, una culminación, un efecto secundario para las mujeres es sentir inmediatamente la necesidad de otro. Esto se puede deber a que la tensión del cuerpo aún no se ha disipado. La buena noticia es que las mujeres somos multiorgásmicas, y no necesitamos esperar mucho para sentir otro.

Sentirse relajada

Las contracciones del orgasmo no solo ocurren en tu vagina, sino que hay pulsaciones que recorren tus genitales (útero, ano, y suelo pélvico incluidos) rápidamente, al tiempo que en tu cerebro ‘explota’ con opioides del sistema límbico, sí, esos que te llenan de felicidad y placer. Esto es casi como lo que siente la gente que se inyecta heroína.

Perder la conciencia

Durante un orgasmo, las partes del cerebro que regulan los sentimientos se apagan y tu cuerpo se enfoca tanto en lo que siente, que cualquier otro estímulo, ya sea físico o mental, no pasa. Una vez que pasa, “regresas a tu cuerpo” y tu conciencia se recalibra.

Querer hacer cucharita

Debido a la recalibración de conciencia del efecto anterior y a la gran cantidad de oxitocina que libera la hipófisis, te sientes confiada, segura y abierta emocionalmente, mejor momento para acurrucarse, abrazarse y sentir cariño. Sin embargo, si tus niveles de testosterona son altos, es probable que no sientas esto, pues la testosterona mitiga el efecto de la oxitocina, de ahí el cliché de que a los hombres no les gustan los arrumacos después del sexo.

Vía Salud 180

Tags : orgasmosexo
Bárbara Pezoa
Soy periodista y Directora de Radio Paula. Me gusta la vida simple, la sencillez en todos los aspectos, por eso persigo productos, rutinas de belleza y hábitos que hagan de mi vida algo fácil y sana.

Leave a Response